Cirugía Ginecológica.

Grandes ventajas de la cirugía robótica en patología benigna y oncológica

PRECISIÓN

Cirugía Robótica daVinci

Gracias a la cirugía robótica da Vinci, es posible acceder a estas estructuras con delicadeza y precisión, por lo que los cirujanos son capaces de realizar cirugías complejas en forma mínimamente invasiva, disminuyuendo los riesgos y mejorando drásticamente el proceso de recuperación.

SEGURIDAD

La evolución natural de la cirugía ginecológica

Los avances en cirugía minimamente invasiva son particularmente significativos en cirugía pélvica. La pélvis femenina es un espacio estrecho donde confluyen múltiples estructuras como el útero, los ovarios, la vejiga, el recto, venas, arterias, nervios y todos ellos interconectados a través del diafragma pélvico.

¿En qué consiste la cirugía robótica ginecológica?

Desde que la FDA autorizó el uso de la cirugía robótica da Vinci para la realización de cirugías ginecológicas en 2007, se han realizado más de 3 millones de intervenciones de esa especialidad. Actualmente, hay gran experiencia en cirugía robótica para la mayoría de las operaciones ginecológicas. Las ventajas conocidas de la cirugía mínimamente invasiva, como una menor pérdida de sangre, una menor duración de la estancia hospitalaria y una menor morbilidad del paciente en comparación con los procedimientos abiertos, también se han observado aquí. Una mejor exposición del campo de operación mediante la tecnología 3D y la extensión de los instrumentos quirúrgicos a 7 grados de libertad permiten el uso de cirugía mínimamente invasiva, incluso para indicaciones complejas.

La manipulación asistida por robot de los instrumentos permite un manejo sin temblores y reduce la fatiga del cirujano, lo que es muy ventajoso para el cirujano y el paciente en intervenciones largas y complejas. El bajo nivel de dolor postoperatorio es otra ventaja. Se acompaña de una menor necesidad de analgésicos e incluso estancias hospitalarias más cortas en comparación con la cirugía laparoscópica tradicional gracias al hecho de que, a diferencia de la laparoscopia convencional, la pared abdominal no necesita ser utilizada como un pivote del instrumental, lo que se traduce en ausencia de irritación y mayor protección de la pared abdominal.

Las ventajas de la cirugía robótica se ven reforzadas por la ergonomía única de la consola quirúrgica que ayuda a aliviar la fatiga y la mecánica del cirujano, lo que permite movimientos estables y sin temblor.

¿Cuáles son las ventajas de la cirugía robótica?

 

Gracias al abordaje mínimamente invasivo con el robot da Vinci, se consiguen beneficios significativos, que incluyen:

  • Menos pérdida de sangre

  • Menos dolor posquirúrgico y menos medicación

  • Recuperación más rápida y regreso a las actividades normales​

  • Estadía hospitalaria más corta

  • Ciactriz mucho más pequeña

  • Menor probabilidad de complicaciones​

  • Mejor preservación de las estructuras pélvicas

¿Es la cirugía robótica adecuada para mi?

Probablemente si. La utilización del robot da Vinci se extiende a prácticamente a todas las intervenciones quirúrgicas de la cirugía ginecológica. Su utilización se centra principalmente en la patología oncológica, pero su uso en patología benigna, como el tratamiento de la endometriosis, está siendo cada vez más implementada gracias a sus ventajas, sobre todo en casos complejos.

Cirugía oncológica ginecológica

 

  • Tratamiento del cáncer de cuello uterino

  • Tratamiento del cáncer de endometrio​

Cirugía benigna ginecológica

 

  • Histerectomía

  • Tratamiento miomatosis (mioma uterino)

  • Tratamiento de la endometriosis profunda

  • Incontinencia urinaria y proplapso

  • Re-anastomosis de las trompas de falopio

Área de Professionales